Competir en grupo o en solitario. ¿Qué es mejor?

Hay dos opciones al competir: ir con más gente formando un grupo más o menos numeroso, o ir solo. La primera ha demostrado ser siempre mejor opción, sobre todo cuanto más largas son las competiciones.

Author: | No hay comentarios | Compartir:
Marathon del Mont Blanc
Marathon del Mont Blanc

Suele haber dos tipos de corredores: los hay que prefieren competir siempre corriendo en un grupo y los hay más solitarios, que prefieren ir solos y marcar siempre sus propios ritmos. Aunque para gustos haya colores, la ciencia ha demostrado que es siempre mejor la primera opción: el grupo acaba batiendo siempre al individuo.

Si en otros deportes es algo que está sobradamente demostrado, como en el ciclismo, cuando la mayoría de las veces el pelotón acaba dando caza al escapado, a la hora de correr esos beneficios no son tan inmensos, pero existen, tal y como demostró un estudio de Brian Hanley, que analizó durante 8 años los resultados de los corredores del campeonato del mundo de medio maratón.

La conclusión fue clara: siempre correr en grupo da mejores resultados que hacerlo en solitario; todos los corredores que escogían grupos adecuados acababan teniendo un rendimiento que aquellos que lo hacían solos. Pero algo que podría parecer sencillo, no lo es tanto.

Elegir el grupo: la clave

Si hay algo que sea clave en este asunto es saber elegir el grupo en el que intentaremos completar nuestra carrera. Esta elección será la que determine nuestro posible rendimiento final. Como cabe esperar, se debe elegir un grupo que consiga llevar un ritmo muy similar al que podemos llevar nosotros, por lo que nuestra capacidad de observación es muy importante en este sentido.

Pero además, es vital ser conscientes de nuestro propio nivel, ya que de lo contrario acabaremos eligiendo mal nuestro grupo, algo que trae unas consecuencias muy negativas en lo que al resultado final se refiere. En caso de duda, es mejor probarnos con un grupo y, si vemos que el ritmo puede ser algo incómodo, dejarnos caer paulatinamente a un grupo que venga detrás.

La mejor elección: siempre en el mismo grupo.

Según el estudio de Brian Hanley, si hacemos toda la carrera, de principio a final, con un mismo grupo, significa que hemos hecho la elección perfecta. ¿Por qué? Porque en sus análisis, estos eran los corredores que mejor rendimiento sacaban de correr en grupo. Habían analizado la capacidad de los otros integrantes y la suya propia de forma idónea y eso les llevaba a sacar todas las ventajass de correr en un grupo.

La segunda mejor elección era la de los “corredores nómadas”, que son los que habían cambiado una o más veces de grupo, pero nunca habían corrido en solitario. De esta forma, se siguen sacando beneficios de correr en grupo, pero no habían calculado bien su nivel y el del grupo. La clave es que, si vemos que el grupo va demasiado fuerte, no perder la motivación, descolgarse poco a poco y prepararse para integrarte en el nuevo grupo.

La peor elección de todas eran las de aquellos que sólo habían ido en grupo en un principio, para descolgarse y acabar la carrera corriendo en solitario antes de llegar a la mitad del recorrido. Estos eran los que más velocidad perdían en esa segunda mitad. La mala elección del grupo y no ser capaz de asimilarlo a tiempo hacen que se pierda mucho rendimiento en la parte final de la carrera.

Cómo correr en grupo

Entre los beneficios que Brian Hanley había encontrado a la hora de competir en grupo estaba el aspecto mental, ya que era más fácil seguir un ritmo si simplemente se seguía el de otros corredores. Por ello, el consejo es siempre no liderar el grupo, ya que este es el que más desgaste sufre, tanto física como psicológicamente.

Pero tampoco parece ético engancharse a un grupo y no aportar nada. Cuando corremos en grupo debemos ver a los integrantes de nuestro como compañeros, aliados que deben siempre buscar el bien común, ya que el rendimiento común estará directamente ligado al rendimiento individual de cada integrante del grupo.

Para ir bien en grupo, se deben hacer relevos, en los que todos los miembros pasen por la zona más comprometida para después disfrutar de la guarida del grupo. De esta forma, el cansancio se repartirá mejor e incidirá directamente en nuestro rendimiento personal.

Intenta siempre guardar al menos un metro de distancia con el de delante, que pueden llegar a ser cuatro o cinco en tramos de descenso complicados, en los que debemos tener más margen de maniobra ante una caída por delante. Trabaja siempre por el grupo hasta que en los kilómetros finales, cuando ese pacto implícito haya sido amortizado y cada uno tire al ritmo que las piernas y los pulmones le deje.

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Carreraspormontana.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo del trail running. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín del Trailrunning!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un correo electrónico con las noticias más relevantes del mundo trail.