Manu Merillas bate «el récord» del kilómetro vertical de descenso

El leonés anuncia que completó los 1.000 m negativos de Peña Ubiña en 9’34”, sobre un terreno nevado, lo que implica un recorte de 2 minutos respecto al tiempo que Raúl Criado marcó en Collarada en verano.

Author: | No hay comentarios | Compartir:
Manu Merillas con su perro Zar en su reto en Peña Ubiña en febrero de 2019
Manu Merillas con su perro Zar en su reto en Peña Ubiña en febrero de 2019

Manu Merillas cada está se parece más al corredor que deslumbró al mundo antes de sufrir una complicada lesión en 2016. No solo porque vuelven las victorias, como la conseguida en el Sky Race Cuito Negro este fin de semana o la del Snow Cross Leitariegos en el mes de enero, sino por la voracidad con la que afronta sus actividades en la montaña.

La última ha sido una despiadada bajada en Peña Ubiña, lugar habitual de sus entrenamientos, donde ha anunciado un “nuevo récord del mundo” en los 1.000 metros negativos. Así, el de Valseco (León) descendió el pasado jueves el Canalón Sur, continuando por las faldas de la montaña, en un recorrido que completó en 9 minutos y 34 segundos.

Este crono supone un mordisco importante a la única marca de referencia que había para este desnivel negativo: los 11’36” que consiguió Raul Criado en 2017, aunque las condiciones de ambas actividades impiden que puedan ser justamente comparadas. Si el de El Bierzo ha contado con un terreno fundamentalmente nevado durante los 2,2 km de recorrido, el de Candanchú, lo hizo sobre la desnuda roca caliza de Collarada, en pleno verano, sobre un recorrido de 3,15 km.

“Este reto ya lo tenía apuntado en la libreta desde antes de la lesión y ya lo había intentado hacer en el Curavacas”, explica el corredor de 27 años que en aquella ocasión se quedó en 12’20” debido a que “no podía forzar mucho” por miedo a resentirse. Esta vez sí lo consiguió,  ataviado con “el material indispensable: pantalón de montaña, chaqueta de tejido fuerte ,casco, guantes, protección en los brazos, tobillos vendados, gafas y piolet”. Le acompañó durante la frenética bajada su perro Zar y registró todo un reloj, “el mejor testigo de todo esto”, aunque no ha publicado los datos.

Según comenta, “las condiciones no eran las idóneas, ya que la nieve estaba muy blanda y en muchas pisadas te metías hasta la casi la rodilla”, especialmente en los primeros 400 m negativos donde “de cada 10 pasos metía la pata hasta la rodilla y me la pegaba”.

Con este reto, y unido a los récords que batió en la zona el pasado verano, el atleta de El Bierzo demuestra que vuelve a encontrarse con grandes sensaciones en la montaña, incluso en recorridos muy exigentes para su pie derecho. Así lo explica él: “En conclusión un reto más conseguido, uno más de los que creía que jamás podría volver hacer”.

A pesar de su evidente gran estado de forma, entre sus planes no está regresar de forma inmediata a los circuitos internacionales y, de momento, su próxima participación anunciada es la de Biosfera Trail, el próximo 14 de abril.

Lecturas relacionadas

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Carreraspormontana.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo del trail running. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín del Trailrunning!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un correo electrónico con las noticias más relevantes del mundo trail.