BAJAS

Xavier Thévenard se cae del UTMB Mont-Blanc 2022

El tres veces campeón no se ha recuperado completamente de la enfermedad de Lyme que le afecta desde 2020. «Continuaré con mi particular UTMB del momento, es decir, hacer todo lo posible para recuperar mi salud»

Author: | No hay comentarios | Compartir:
Xavier Thévenard en su entrada en meta en UTMB 2018
Xavier Thévenard en su entrada en meta en UTMB 2018

Xavier Thévenard no estará en el próximo UTMB Mont-Blanc. El francés, todo un emblema de la carrera en la que ostenta tres victorias, ha comunicado que no asistirá a la cita de finales de agosto ya que no se encuentra recuperado al 100% de la enfermedad de Lyme.

El UTMB, este evento que tanto me hace soñar, tanto me ha aportado, se acerca… Fue en Chamonix donde viví las emociones más indescriptibles, momentos fuertes de compañerismo, amistad, el gusto por el esfuerzo y la superación. Cada vez que alguien me habla de la ruta del Mont Blanc, la sonrisa me llega a las orejas.

Sé cuánto requiere esta exigente carrera física y mental. Tienes que estar al 100 % el día del evento para poner las probabilidades de tu lado y pretender cerrar el círculo. Es por ello que este año no participaré en la UTMB, ya que no me encuentro en un estado de salud óptimo para poder participar en esta carrera. Incluso hoy, paso por períodos irregulares de forma física. Tal vez en un mes, estaré en mejores condiciones, pero al no tener una carrera de preparación en mi haber y con un estado de forma que oscila, no es razonable venir y participar en el UTMB 2022.

Hasta el pasado lunes seguía creyendo en ello, porque las últimas semanas han sido positivas en cuanto a mi nivel de forma. Los síntomas de Lyme desaparecieron por completo, dejándome libre para entrenar adecuadamente. Lo demuestra mi inscripción para los 70 km de Montreux este fin de semana. Desgraciadamente, este comienzo de semana pasó lo contrario con el regreso de algunos síntomas que me hicieron abandonar esta carrera y por tanto el UTMB. Así que continuaré con mi particular UTMB del momento, es decir, hacer todo lo posible para recuperar mi salud y la sensación de estas últimas semanas me da mucha esperanza.

A un UTMB hay que ir con respecto, con el corazón, las ganas y una buena preparación durante todo el año, escalando posiciones a lo largo de la temporada con rigor y paciencia. Yo no estoy para ir al UTMB, como quien sube al Mont Blanc con un único fin, mostrando a los compañeros, amigos, familia, diciendo: «Mira, lo hice», con el único fin de poder halagar su ego en las redes sociales. Aunque hoy es difícil aceptar no ser parte de esta fiesta como corredor, estaré muy feliz de estar presente en el sitio para vivirlo detrás de la barrera. Definitivamente aprenderé muchas cosas, y luego tendré más tiempo para hablar y conocer gente genial.

Me considero afortunado de poder seguir moviéndome, de estar activo todos los días, porque muchas personas con la enfermedad de Lyme lamentablemente no pueden moverse. A día de hoy sería posible tener una vida sedentaria, pero no la vida que quiero llevar: la de un deportista de élite. Se necesitan tantos requisitos para estar a tope físicamente, que con el más mínimo granito de arena en este engranaje todo se complica.

A veces hago grandes salidas a la montaña, con buenas sensaciones, y mi motivación aumenta, me proyecto en objetivos. Soy como un niño que descubre la actividad, que quiere ir a todos lados. En la montaña me digo a mí mismo: «Sí, por fin se acabó, estoy construyendo algo» Inconscientemente, visualizar momentos importantes que he podido vivir durante los últimos diez años en el trail me hace sentir bien, las emociones vuelven.

Xavier Thévenard en Instagram (30/07/2022)

Mr. UTMB

Nacido en los Alpes, en la región del Jura, y formado como esquiador de fondo y biatleta, empezó a correr para entrenar durante el verano. Descubrió su potencial para el ultratrail y en la pasada década se convirtió en el gran icono del evento de Chamonix (Francia), ganando su prueba reina hasta en tres ocasiones -las mismas que Kilian Jornet y una menos que su compatriota François D’Haene-: 2013, 2015 y 2018.

Pero su currículum no se queda ahí, pues es la única persona en el mundo que sabe también lo que es vencer la TDS (2014), CCC (2010) y OCC (2016). Todo ello le ha llevado a ser apodado como ‘Monsieur UTMB’ –además de ‘El Principito’.

Las últimas temporadas, sin embargo, no han sido tan fructíferos para el corredor de 34 años. En 2020 fue picado hasta en cuatro ocasiones por garrapatas y, aunque en un principio no desarrolló los primeros síntomas (eritema migratorio), pasados unos meses se sintió extrañamente cansado. Dio positivo en el síndrome de Lyme.

Desde entonces apenas ha podido competir en carreras cortas. La última el pasado mes de marzo en los 22 km y 700 m positivos del Trail du Cirque du Fer à Cheval, que completó en 1:52:11. Pero nada de ultras. Lo intento el año pasado, cuando mejor se encontraba, en UTMB Mont-Blanc y Lavaredo Ultra-Trail, pero en ambas tuvo que retirarse antes de tiempo.

Los mensajes de ánimo no se han hecho esperar desde la propia organización pero también desde los que iban a ser sus rivales en la carrera, como Kilian Jornet o Aurelien Dunand-Pallaz, además de otros como François D’Haene.


Lecturas relacionadas
Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña
En Carreraspormontana.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo del trail running. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid.

¡Suscríbete gratis al boletín del Trailrunning!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un correo electrónico con las noticias más relevantes del mundo trail.