HISTORIA DEL TRAIL RUNNING

Leadville 1994, los Tarahumara y Ann Trason: 20 años del Ultra Trail más bello de la historia

Aquella edición de la mítica carrera estadounidense es recordada como una de las más grandes carreras de todos los tiempos, en la que se unió la figura de los tarahumaras con la de la que es posiblemente la mejor atleta de larga distancia de la historia, Ann Trason.

Author: | No hay comentarios | Compartir:
Corredor rarámuri cruzando un puente colgando
Corredor rarámuri cruzando un puente colgando

Dos décadas es mucho tiempo. Por eso, suele ser una fecha idónea para recordar efemérides del pasado y en el trail running hace casi 20 años se pudo vivir una de las carreras más excitantes de la historia, en la que se juntaron una carrera especial, una tribu mítica para este deporte y una mujer considerada como la mejor de la historia de este deporte. Casi nada.

Todo ocurrió en la mítica Leadville 100, en el estado de Colorado, y que es una de las cuatro grandes carreras de 100 millas que se celebran en los Estados Unidos, formando parte además del Grand Slam of Ultrarunning, junto a Western States, Wasacht Front y Vermont, todas de la misma distancia.

Era el año 1994; por aquel entonces este deporte era mucho más seguido al otro lado del charco y por Europa ni siquiera había nacido el Ultra Trail Mont Blanc. Había pasado un año desde que el primer miembro de la tribu Tarahumara sorprendiera a la comunidad de ultra running de los States.

Ese año, Victoriano Churro, de 52 años y miembro de la tribu tarahumara (también conocida como Rarámuri) acudió a la carrera con la intención de que se donaran alimentos para su gente, que pasaba por una mala racha debido a una gran sequía en sus territorios. Una persona fue clave en que allí estuvieran esta raza de corredores de largas distancias, el mítico Micah True, conocido como Caballo Blanco, fallecido hace dos años.

True consiguió que dos de los miembros más destacados de los tarahumara corrieran, siendo Victoriano el que se llevó la victoria, superando a los más fuertes corredores de larga distancia de Estados Unidos, lo que demostraba la asombrosa capacidad de esta gente para cubrir largas distancias con sus característicos huaraches, unas sandalias hechas a mano con trozos de neumático.

Así que, cuando en 1994 se presentaron de nuevo en las montañas de Colorado, los allí presentes ya sabían de lo que eran capaces, incluida Ann Trason, una atleta acostumbrada a luchar (y vencer) más contra hombres que contra mujeres, ya que en su categoría estaba acostumbrada a ganar de forma aplastante.

En aquel verano de 1994 habían llegado siete miembros de los “pies descalzos”, entre ellos Juan Herrera, que no sabía todavía que su principal rival iba a ser una mujer. Pero, según como el propio Micah True aseguró, les advirtió a los tarahumaras de que tenían que estar atentos a esa mujer.

“En esta carrera hay una mujer especial, que tiene poderes mágicos, como una bruja. Si quieres ganarla, no puedes pasarla hasta el final” les dijo Caballo Blanco a los rarámuri, que la acabaron conociendo como “La Bruja”. Advertidos quedaban, aunque al parecer no hicieron caso del consejo de True de no adelantarla hasta los últimos kilómetros.

Y es que Martimiano, que tuvo como liebre al propio Caballo Blanco, pasó a Trason al principio, así que, como predijo Micah, ésta se motivó y dejó atrás al rarámuri, que nunca más volvería a alcanzar a “La Bruja” durante la carrera. En cambio, Juan Herrera sí que decidió seguir los consejos de Caballo Blanco y se quedó siempre detrás de Trason.

Una de las anécdotas más comentadas de la Leadville 100 fue cuando Ann Trason le dijo a Micah True que le preguntara a Martimiano qué se sentía cuando se era superado por una mujer, visiblemente motivada por ir delante de estos corredores de leyenda que habían hecho historia un año antes.

Pero Ann Trason no contaba con Juan Herrera, que sí escuchó los consejos que le dieron y se paraba cada vez que Trason lo hacía y así no la superaba nunca. Según Trason, eso le hizo sentir como que Juan le mandaba un mensaje: “puedo adelantarte cuando quiera”, lo que hizo perder la concentración a la gran atleta estadounidense.

Juen Herrera no la pasó hasta las últimas millas, logrando la segunda victoria consecutiva de un rarámuri en la Leadville 100, con un tiempo de 17:30, lo que también suponía el récord de la carrera. Más de 30 minutos después llego Ann Trason, segunda de la general, también con uno de los mejores registros de la historia de la carrera.

Todas esas emociones vividas en las Rocosas convirtieron a aquella edición en el ultra trail más mítico de la historia, con la lucha inesperada entre unos indios y una mujer, algo que difícilmente podamos ver de nuevo en un deporte cada vez más profesionalizado y globalizado. Han pasado 20 años, pero la historia de Leadville 100, Ann Trason y los Tarahumaras está más viva que nunca.


Lecturas relacionadas
Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña
En Carreraspormontana.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo del trail running. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid.

¡Suscríbete gratis al boletín del Trailrunning!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un correo electrónico con las noticias más relevantes del mundo trail.